Maestría en Desarrollo Sustentable

 

La Maestría en Desarrollo Sustentable a partir de su creación en el 2001, ofrece a egresados universitarios una capacitación en estrategias y destrezas de proyectación ambiental para la gestión efectiva del desarrollo.
Mediante una modalidad semipresencial adecuada a las necesidades y posibilidades de profesionales con actividad laboral, se enseña un enfoque práctico para la renovación de los conocimientos en la dirección de un compromiso con la ética de la responsabilidad y la solidaridad.

 

Objetivos y título que otorga

El objetivo de la Maestría en Desarrollo Sustentable es proporcionar formación superior en el área transdisciplinaria de las ciencias ambientales, y en particular:

  • profundizar la formación teórica alrededor del concepto de desarrollo sustentable, en especial de las cuestiones referidas al mantenimiento de un adecuado equilibrio ecológico, en el marco de un crecimiento económico sostenido y del aumento de la justicia;
  • realizar, a partir del trabajo de tesis, un aporte diferenciado al conocimiento que avance en la definición de un nuevo paradigma ambiental; y
  • provocar el énfasis proyectual, o de investigación-acción a cuyo efecto será necesario formar recursos humanos capacitados para intervenir en todo el proceso de actuación, desde la concepción hasta la transferencia.
 

La gestión del ambiente reclama una clara formación y experiencia para afrontar todos y cada uno de los aspectos integradores de su problemática, pero sobre todo exige la capacitación para intervenir en el delicado proceso de la transformación del ambiente, por ello el eje de la Maestría es la realización de Proyectos.

La diversidad biológica del continente americano es la más alta del planeta, tanto como es su diversidad social y cultural. En estas circunstancias, donde se agudiza la desvinculación entre la diversidad natural y la diversidad cultural más que en otros sitios del planeta, es donde surge este paradigma de sustentabilidad.

Una de las claves para lidiar con esa enorme diversidad y abismal separación entre la sociedad y la naturaleza es considerar la escala histórica y la escala regional, desplazarse constantemente a través de la escala de tiempo y de espacio, permite entender la situación actual del ambiente y proyectar su transformación, este el primer punto nodal de la metodología de FLACAM.

El segundo punto nodal de la proyección, enfrenta la fragmentación del ambiente. En el mundo actual la realidad está fragmentada, el conocimiento, los sistemas económicos, la organización social y la naturaleza en general están fragmentados. Esta fragmentación aísla cada componente y partes del ambiente, impidiendo su sustentabilidad. Ante esta condición del ambiente, la metodología desarrolla la conexión entre los fragmentos, que convierta al conjunto de fragmentos en una trama que haga fortaleza la debilidad.

La conectividad pone especial atención en la fragmentación social, cada vez más acelerada, que excluye a los dueños de los recursos, a los grupos que han mantenido la biodiversidad y equilibrio entre el manejo y conservación de la naturaleza. Su aislamiento ha deteriorado su calidad de vida, mermado su ingreso y limitado su acceso a los beneficios de la sociedad industrial.

La fragmentación también es histórica, aísla cada momento del ambiente, impidiendo conocer los antecedentes de su situación actual, los cambios que han experimentado la relación entre la sociedad y la naturaleza, la evolución de la percepción ambiental y la organización social.

Ante la fragmentación y el aislamiento ambiental el paradigma de la sustentabilidad propone la conectividad, en el territorio, en el tiempo, en las ideas, en la vinculación social, en el desarrollo económico, en la proyectación. Unir las islas con conectores; corredores, comunicación, tolerancia, que den integridad a un sistema de conocer y de actuar. Una constante expansión y contracción del territorio y del tiempo exponiendo en cada movimiento aspectos nuevos del ambiente que enriquecen los proyectos y sustentan su constante evolución.

La Maestría en Desarrollo Sustentable procura que sus egresados sean capaces de atender la resolución de amplias problemáticas mediante proyectos concretos de intervención, tanto en el ambiente urbano como rural, en la micro y en la macro escala.

Se desarrollan competencias prácticas y teóricas que permiten:

  • abordar la problemática ambiental desde la perspectiva integral e integradora del desarrollo sustentable;
  • concebir, formular y gestionar proyectos ambientalmente sustentables;
  • manejar conocimientos e incorporar experiencias sobre procesos de participación comunitaria, y gestión y administración de recursos económicos y humanos para la concreción de proyectos; y
  • desarrollar investigaciones aplicadas que den respuesta a los conflictos ambientales de la realidad local y/o regional y que, a su vez, nutran la creación de un cuerpo teórico y científico para elaborar las bases para un nuevo paradigma del ambiente.